Proteger los ojos frente a partículas presentes en el aire

 

 ARTICLE 8 - PROTECTION FROM AIRBORNE IRRITANTS

Los ojos son vulnerables al ambiente que les rodea. Independientemente de si se trata de un espacio abierto o cerrado, algunos agentes –como el polvo y el polen– pueden entrar en contacto con ellos causando molestias e irritación. Naturalmente, es imposible prever cuando podemos vernos afectados por ellos, pero es más probable que suceda cuando estamos al aire libre o trabajamos en un entorno que tiene polvo alrededor. Por ello, es importante tomar medidas para proteger los ojos.

Toma precauciones

Al trabajar en la construcción o realizar tareas de bricolaje en casa, los ojos están expuestos a diferentes agentes. Las lesiones más comunes se producen por pequeñas astillas de madera. Para algunas tareas, como pelar pintura o lijar, es importante tomar las debidas precauciones y utilizar gafas para proteger los ojos. Estas se pueden adquirir fácilmente en cualquier tienda de bricolaje.

También es aconsejable utilizarlas cuando se manejan sustancias como aerosoles o barniz que contienen sustancias químicas que pueden dañar el ojo.

Protégete del polen

Cuando llega la primavera y el verano, el polen está más presente en el aire. La alergia al polen se origina por una reacción alérgica ante esta sustancia, que puede estar presente en las plantas o en el polen de los árboles, que el cuerpo considera dañina. Esto causa la liberación de la histamina, la cual puede causar irritación ocular y desencadenar síntomas como picor, enrojecimiento y lagrimeo. Puedes tomar alguna serie de precauciones, como utilizar gafas de sol cuando estés en el exterior.

Además, es aconsejable que mientras conduces tengas las ventanas subidas y que el coche esté equipado con filtros para el polen.

Calma y limpia el ojo

Cuando el ojo se irrita porque entra en contacto con algún agente irritante, la primera reacción es frotar o intentar sacar la partícula con el dedo. Evita realizar algunas de estas acciones, ya que pueden empeorar la irritación y enrojecer el ojo.

Si la irritación y las molestias empeoran, acude inmediatamente a un médico.

Trata la irritación y la rojez

Es posible que se enrojezca el ojo al entrar en contacto con algún agente que cause irritación. Cuando esto sucede hay que evitar el primer impulso de frotar los ojos puesto que puede enrojecerlo aún más y empeorarlo.

Es aconsejable no tratar de quitar las partículas con la mano. La mejor opción es limpiar los ojos con algún producto elaborado para tal función.

Proteger los ojos de agentes irritantes no solo ayuda a prevenir posibles molestias y lesiones oculares, también permite trabajar con mayor concentración. Antes de realizar tareas de bricolaje o jardinería, toma precauciones utilizando gafas de sol o de seguridad. En caso de que algún fragmente entre en contacto con el ojo, ponte inmediatamente en contacto con un especialista. 

Optrex ActiMist Spray 2 en 1 para el picor de ojos + lagrimeo*

Optrex Colirio con Agua de Hammamelis

¡Descubra RB! FacebookTwitterYouTube