Consejos para alejar los ojos de la pantalla

 

Las personas pasamos mucho tiempo enfrente de un ordenador durante nuestra jornada laboral. Y en casa, normalmente optamos por relajarnos viendo la televisión o una película en la tablet o portátil. Pues bien, todas estas costumbres son las que normalmente provocan que tengamos que sufrir las consecuencias de tener losojos irritados, secos y cansados. En este artículo te ayudamos a mantener tus ojos lejos de cualquier pantalla para que de esta forma puedan descansar y ganar en salud.

A diario

Reducir la cantidad de tiempo que miramos un ordenador puede ser tan simple como mirar a otro lado durante unos pocos segundos. Mirar a la ventana o hablar con un compañero de trabajo podrían ser dos opciones más que recomendables. Sin embargo, si sufres de irritación y sequedad aplica Optrex ActiMist Spray para ojos irritados y secos, un producto clínicamente probado para relajar los ojos hasta 4 horas.

Controlar las pantallas

Aparte del tiempo que empleamos mirando una pantalla, lo que también podría estar provocando que tus ojos estén irritados es la altura de tu ordenador. En este sentido, se recomienda colocar las pantallas a la altura de los ojos para así evitar mover los ojos de arriba abajo todo el tiempo.

Asimismo, asegúrate de que la luz a tu alrededor sea también la adecuada. Porque una luz demasiado brillante podría reflejarse sobre la pantalla y por tanto causar la vista cansada y dolor de cabeza.

Otra buena idea es controlar el brillo de la pantalla, ya que la luz de tu ordenador debería estar al mismo nivel de la luz que te rodea. Aplicaciones como f.lux pueden también proporcionarte beneficios ayudándote a reducir el brillo de tu pantalla conforme a la de fuera.  

Unos consejos

Si no quieres tener los ojos irritados te recomendamos descansar en caso de que lleves mucho tiempo mirando el ordenador. Como ya hemos mencionado anteriormente, mirar desde la distancia objetos que están fuera de la ventana durante unos diez segundos puede ser muy beneficioso. Asimismo, poner notitas que te recuerden que debes parpadear con más frecuencia, apartarte del ordenador e incluso ir a dar un paseo para descansar también son aspectos que te podrían venir genial.

Otros cuidados

Si sigues teniendo los ojos secos e irritados pese a los consejos, visita a tu médico de cabecera, óptico o farmacéutico para que te ayude a encontrar un tratamiento mejor.

¡Descubra RB! FacebookTwitterYouTube